Rulos de Esperanza

En Tupungato, cuna de los vinos del Valle de Uco, a los pies de la cordillera, viéndola por la ventana, se junta el grupo Esperanza para transformar dolor en Amor. Empezaron espontáneamente a encontrarse en la Parroquia del Socorro unidos por un mismo dolor: la pérdida de un familiar muy cercano. Al principio hablaban, se abrazaban y lloraban mucho, hasta que eso no les alcanzó, y necesitaban poder levantar la vista y convertir esa angustia en algo productivo. Así comenzaron a hacer muñecos de tela para poder cambiarlos por pañales y ropa para el Hospital. Los Padres Horacio y Raúl les dieron un gran empujón y así renació el grupo, con un espíritu y motor renovado. Sigue leyendo

Anuncios

Un Arco Iris de 12 colores

En Villa Atuel, a 60km de San Rafael, Mendoza, conocimos a la Asociación Civil Arco Iris, un grupo de 12 mujeres que se dedican a solucionar problemas ajenos. Empezaron algunas informalmente hace 4 años, reunidas por Elina en sus clases de gimnasia y consiguieron, aportando de sus bolsillos, organizando bingos y rifas a beneficio; los materiales para hacerle una casa nueva de material con electricidad a doña Ñata Uribe, de 76 años, porque literalmente el techo se le caía encima, y además, al no tener electricidad, su hija diabética de 32 había perdido la vista por no poder refrigerar la insulina. Sigue leyendo

Un lavadero especialmente alegre

Inocentemente fuimos a lavar la ropa al único lavadero de Chos Malal, y cuando entramos, conocimos a Rosa y a Irma, y detrás de ellas a un grupo de chicos especiales, MUY especiales. No dejan de reírse, de hacer chistes, de cargarse entre ellos, imposible dejarlo pasar. Así que preguntamos un poco más, y nos contaron cómo empezó este proyecto de integración. Hace 17 años, en el ´95, un grupo de familias cuyos hijos que asistían a la Escuela Especial Nro. 11, quisieron estimular aún más esos esfuerzos conseguidos a través de los años, y crearon un lavadero de ropa, “El Globo Azul”, dándoles así una salida laboral. A cargo del mismo está Rosa hace 17 años, e Irma hace 8; quienes ya habían trabajado en la Escuela, y se sumaron a este proyecto.

Al entrar al lavadero primero nos inunda un riquísimo olor a limpio, y después escuchamos risas, y al espiar para atrás, vemos al grupo que está ansioso por conocernos. Uno por uno nos fueron explicando las tareas que realizan de “8 a 14hs”, (Ejem!, porque la puntualidad es un tema que les cuesta a varios!) Sigue leyendo

“El Quijote de la Cordillera”

Así lo conocen del otro lado de los Andes a Mauricio Alarcón Vidal. Los funcionarios de la aduana nos hablaron de él ni bien les contamos nuestro proyecto. Mauricio sube a la cordillera a visitar las casas de la zona más humilde de la región y la segunda más pobre del país. En seguida los 3 oficiales movilizaron a los carabineros y nos consiguieron los datos del Quijote. No solo eso, sino que lo llamaron y él mismo dijo que nos esperaba en su casa; así que emprendimos la bajada de la cordillera por el ripio sinuoso rápidamente para verlo. Llegamos a su casa en la noche de un viernes, y nos recibió con una sonrisa sin entender mucho quienes éramos, pero con un corazón abierto para charlar y conocernos. En seguida nos preparó un mate, con dibujo de Buenos Aires y su tango, como bienvenida, y así sin darnos cuenta se pasaron 2 horas de charla contándonos cómo comenzó hace 11 años, con tan solo 22, a conocer toda esta gente que vive humildemente en la montaña, aislados y olvidados. Sigue leyendo

“Nuestros Amigos”

Nuestros amigos = Quienes elegimos para compartir distintos momentos, nos acompañan y nos ayudan a que las alegrías sean dobles y las tristezas mitades.

En San Martín de los Andes, el Padre Fernando sin dudarlo nos llevó a un grupo alegre de voluntarios que llaman así a los hombres que encuentran en la calle abandonados, olvidados y generalmente alcoholizados. Sigue leyendo